Inicio

Los más vendidos

Los productos más vendidos

¿Tu lavarropas pierde agua? Motivos y soluciones.

¿Tu lavarropas pierde agua? Motivos y soluciones.

¿Tu lavarropas pierde agua? Motivos y soluciones.

Existen diversos motivos por los cuales tu lavarropas puede tener alguna pérdida y, mientras más agua sea, más desesperante se vuelve. En la nota de hoy, te contamos qué puede estar sucediéndole a tu lavarropas y cómo resolverlo antes de lamentar daños mayores. ¡Seguí leyendo!

 

¿Qué hago cuando veo que mi lavarropas pierde agua?

Estos son los primeros pasos a seguir apenas veas que algo anda mal: 

·         En primer lugar, debemos apagarlo y desenchufarlo inmediatamente.

·         Hecho esto, pasamos a verificar el manual de instrucciones. 

·         Después, debemos identificar de dónde proviene la fuga de agua.

·         Ahora es el momento de determinar si se puede solucionar por ejemplo, poniendo menos cantidad de detergente, o limpiando la goma de la puerta, cambiando o ajustando alguna manguera, etc. 

·         Si no hemos encontrado una solución, debemos llamar al técnico para que pueda echarle un ojo.

 

Estos pueden ser algunos motivos…

 

Demasiada ropa

Uno a veces considera que llenar la lavadora hasta que no quepa ni un alfiler nos ahorrará lavados, pero la realidad es que la ropa no saldrá limpia correctamente y a la larga, terminará fallando.

Así que, si hacés esto, a partir de ahora recordá dejar unos centímetros de espacio libre en el interior del tambor para garantizar un lavado y centrifugado óptimo, además de alargar la vida útil  y prevenir daños en tu lavarropas Drean. ¿Cuánto espacio? Recomendamos que lo midas con la extensión de una mano.

 

Demasiado detergente

El exceso de detergente puede ocasionar fallos en tu lavarropas, ya que este no es capaz de absorber la cantidad de espuma que se genera provocando que el aparato pierda agua principalmente por debajo del mismo.

No por echar más la ropa quedará más limpia, por lo tanto, no abuses de este producto y corroborá que al colocarlo, tenga la cantidad que tu lavarropas Drean indica en el depósito correspondiente, que reconocerás porque tiene un símbolo con dos líneas verticales, en el cual verás una marca que te indica cuánto cargar de jabón en polvo y cuánto de jabón líquido.

 

Rotura o suciedad en la goma de la puerta

i esta goma está rota o acumula suciedad, no podrá sellar correctamente al cerrar la puerta y eso puede ocasionar fugas de agua por esa zona. Así que es importante verificar que se encuentre siempre limpio y libre de moho o suciedad, para evitar este y otros problemas. También hay qu tener cuidado al cerrar la puerta, ya que si la goma queda de alguna forma desacomodada, esta puede sobresalir y hacer que se escape agua.

 

Problemas con las mangueras de entrada y desagote del agua

Si ves que se encuentra obstruida o deteriorada, podés retirarla de ty lavarropas y limpiarla, asegurándote de que no queden restos de suciedad. También, procurá que esté bien sujeta, de lo contrario, también provocará fugas de agua. 

Si sufre una perforación o se parte debido a los movimientos o partes dobladas de la misma, lo mejor es cambiarla, pero también podemos solucionarlo poniendo un poco de pegamento para los zapatos de cuero y después envolverlo en teflón antes de que este se seque, por último, volver a repetir el proceso para asegurar mayor resistencia. Esta solución es rápida, pero temporal. Lo mejor es conseguir otra. 

 

Filtro de drenaje

Este pequeño problema es fácil de solucionar, solamente tendrás que abrir la tapa que se encuentra en la esquina inferior de tu lavarropas, la cual vas a reconocer porque tiene una tapa circular, que oculta un tapón a rosca. Al ubicarla, sólo debés limpiar los restos de suciedad del filtro, contando con un bowl para el agua que pueda drenar y un paño limpio para asegurarte que no queden restos.

 

Rotura del tambor

Ya sea por un golpe, por el exceso de ropa o por el mismo desgaste con el correr del tiempo, este puede perforarse y dejar salir toda el agua acumulada. En este caso, cambiar de lavarropas será la decisión más acertada. 

 

Desnivelado

Quizás este es el problema más sencillo, y es que un lavarropas desnivelado puede desequilibrarse provocando la salida del agua por la puerta o el depósito de detergente, o estar trabajando de manera incorrecta debido a la falta de nivelación o al moverse en exceso, por no estar apoyada correctamente sobre el nivel del suelo. Verificá siempre que todas sus patas estén tocando el piso y eso hará que su movimiento al momento del lavado (y sobre todo del centrifugado) sean menores.

 

Rotura de la bomba de agua

Si tu lavarropas pierde agua en el proceso de centrifugado, probablemente se deba a una rotura de la bomba de agua que hace que el agua se salga por debajo del electrodoméstico, en este caso, lo mejor es llamar a un técnico para cambiar la bomba. 

 

Mala conexión

Parece obvio, pero hay que tener cuidado de que esté bien conectado, no sólo a su fuente de energía eléctrica, sino también sus mangueras. De lo contrario, pueden haber inconvenientes graves por esta desatención. Los lavarropas cuentan con dos tomas, una de agua y otra de luz. La toma de luz sirve para transmitir energía al artefacto, y la toma de agua está compuesta por una entrada de agua y otra de salida que sirve de desagüe tras el lavado. Si la entrada de agua o la del desagote están mal conectadas, los inconvenientes no son del lavarropas sino de un escape de agua propio de estar mal ajustadas. Corroborá siempre que esto quede correctamente ajustado, ¡y no habrá de qué preocuparse!

 

Ahora sí, sabes cómo prevenir y solucionar aquellos inconvenientes que pueden resultar un caos si no estás informado correctamente.

VER PRODUCTOS DREAN

VER LAVARROPAS